[Actualidad] Warhammer, ¿colores realistas o de fantasía?

Saludos, Señores de la Guerra.

Estaba yo limpiando el disco duro cuando me he encontrado viejas tiras de Fan Hell descargadas (deberían estar aquí pero no las veo), con una referencia a Warhammer (me ha encantado lo de Berenjena Purple), y (aparte que quería compartir la tira con vosotros) me ha dado por pensar sobre la pintura en mundos de fantasía… ¿buscamos realismo o fantasía (a falta de una palabra mejor)?

Porque, a ver, todos sabemos que en el mundillo del histórico la gente es bastante puntillosa («Has pintado tus soldados alemanes de Marrón Almendra, pero los cascos son de 1944 así que debería ser Marrón Avellana»).

En el mundo de fantasía, reconozco que un ejército imperial de Altdorf pintado todo con la heráldica oficial queda fetén. Pero hay personas que por ejemplo no conciben un ejército bretoniano «monocromo», unos goblins con capuchas naranjas o unos ogros negros (¿no puede haber negros mongoles? ¿Warhammer es racista como Magic?). O con Warmachine, donde Khador tiene que ir de rojo o de verde camuflaje y Cygnar de azul (¡no se te ocurra pintar Cygnar de rojo!). Y lo mismo se aplica a 40k, es absolutamente estúpido tener valiosos marines luchando en una selva, pintados de colorines en vez de camuflaje. A mí me molaría pintar mis Marines de camuflaje, ¿eso es una herejía? ¿Tan fuerte es la oficialidad de los uniformes en fantasía / ficción? Y por otro lado intento que mis ejércitos de fantasía tengan una cierta uniformidad entre sí y no pintaría demonios de Nurgle de naranja fosforito (soy incoherente, lo sé).

Ilustración sacada de aquí

Así que me gustaría debatir este tema con vosotros. ¿Preferís «ser realistas» cuando pintáis miniaturas de fantasía? ¿O dejáis la puerta abierta y os gusta pintar goblins amarillos o jugar contra marines de camuflaje?

+9

Acerca de Namarie

Multifriki, aficionado al cine, a los cómics y a los wargames, en especial Warhammer (Fantasy). Co-creador de Cargad y creador de los Manuscritos de Nuth.

19 comentarios en «[Actualidad] Warhammer, ¿colores realistas o de fantasía?»

  1. Creo que más o menos como tú, un punto intermedio. Parto de lo oficial, pero me salgo donde me apetece si le encuentro una justificación. Vaya, estoy pintando enanos con la piel entre blanco, verde y azul…
    Cordo

    ResponderResponder
    +4
  2. Acabo de pintar diez lobitos de sexta. Colores de fantasía. Y en mi caso concreto, va a haber hasta «época roja». Colores de fantasía a muerte.

    ResponderResponder
    +3
  3. Personalmente, creo que las miniaturas de warhammer y 40K quedan bien con «licencias fantasiosas» de colores. De hecho, pinté un par de Ogros Sueltafuegos negros y quedan muy majos. En cambio, las miniaturas de ESDLA, Harry Potter o Star Wars me ciño estrictamente a la referencia cinematográfica.

    ResponderResponder
    0
  4. En realidad, todos los capítulos de Space Marines tienen variantes heráldicas y versiones de la armadura de camuflaje, desde los Grifos aullantes en negro o los Salamandras. Además, hay algunos capítulos especializados en ellos, destacando los Raptors. Busca heráldicas de la Guerra de Badab en google.

    ResponderResponder
    0
  5. El defecto que más me cuesta corregir como pintor es lo cobarde que soy a la hora de salírme del realismo y, por ejemplo, dar contrastes más vistosos a mis figuras.

    La semana pasada pinté de camuflaje unos exploradores y llevo tres días buscándolos.

    ResponderResponder
    +6
  6. Yo he ido pasado por varias fases, cuando era un crío primero recuerdo que trataba de pintar las minis siguiendo el estilo «oficial», y luego me dio por personalizarlo todo a tope, y pintaba las cosas de formas muy heterodoxas. Ya de más mayor, he pasado de pintar un poco a voleo (por ejemplo una unidad de orcos de Mordor con pantalones rojos, morados, o unos árabes de Saga con colorines, etc…) a limitar mi paleta lo máximo posible a tres o cuatro colores, y a dos o tres técnicas como mucho. Si dentro de un proyecto tiene sentido pintar Goblins amarillos, lo hago, pero no uso las técnicas que usaría para pintarlos al estilo «oficial» ‘Eavy Metal, porque creo que quedaría raro a la vista al no estar acostumbrados a verlos en ese color y en ese estilo.

    ResponderResponder
    0
  7. Me ha hecho gracia lo de «¿no puede haber negros mongoles?». Por que justamente fue algo que me sorprendió mucho, pero cuando vivía en shanghai, descubrí para mi sorpresa que efectivamente, los hay… de hecho en el metro de shanghai tienes las mezclas que quieras xD

    Ya on topic, yo es que prefiero hacerme mis trasfondos, así que para eso suele ir bien incluir tus colores… aunque en su día los marines que hice fueron ángeles oscuros… 50/50, supongo

    ResponderResponder
    0
  8. Para mi los colores en W40K, Fantasy etc es como los casacas rojas, los ejercitos romanos etc, son colores para distinguir quien es quien, por prestigio, para infundir miedo etc.

    Ademas para mi en W40K cuadra con el lore, cuadriculados, poco dados al cambio, apego casi irracional a su capitulo donde son lo mas mejor, antes muerto (literalmente) que no llevar el color de mi equipo :P. Ademas hoy estas en un desierto mañana en una nave, al siguiente en una jungla y despues en un mundo toxico, no hay ganas de gastar tanto en pintura, almenos no para la tropa comun.

    De todas maneras cada cual pinta como quiere y como puede y si quieres hacer un ejercito con tematica «Equestria at war» pues si te mola adelante.

    Yo por mi parte pinto «oficial» pero porque soy un poco vago y son «recetas» contrastadas que quedan resultonas… cuando improviso por cada acierto acabo con una carreta aberraciones.

    ResponderResponder
    0
  9. Creo que estamos tocando dos cosas distintas, una cosa es «realista» como por ejemplo lo que comentas de ¿tiene sentido ir de rojo chillon en medio de un planeta nevado?, y por otro «respetando el color oficial» como podrian ser los colores de los casacas rojas o los Nazis segun el periodo, yo diria que pinto «coherente» a lo que me pide el entorno, si el juego es de tono realista o tiene un color asociado por lore y transfondo pues me costaria mucho pintar a Nazis de rosa (aunque me molaria), pero cuando hablamos de fantasia, si no hay un color asociado por lore perse entonces ya tiro a lo que mas me apetezca o partiendo de los colores originales, por ejemplo no pintaria unos goblins nocturnos de amarillo, pero si tiraria a otros colores oscuros que no fueran el negro, pero a los altos elfos si que los podria pintar de «cualqueir color» respetando un poco la base blanca, en cosas como demonios o dragones el horizonte es el limite, aunque por nostalgico, al menos en tema «oldhammer» me gusta tirar de los colores «de toda la vida» asi mis Goblins nocturnos tienen los colores y los esquemas que podiamos ver en «la epoca roja».

    ResponderResponder
    +2
  10. Al final esto es como la abadía de Teleme: «cada quien hace lo que quiere», por lo tanto a divertirse que esto es un pasatiempo.

    ResponderResponder
    0
  11. Gran post Nama. En mi caso si tiro de Scifi/Fantasia suelo tirar de esquemas oficiales y luego si eso hago mis detalles que me los hacen lo suficientemente distintos como para que no sean calcos 1-1.

    Pero también diré que en el caso de histórico ( o algo tan claro como LOTR) tiendo a ser bastante purista e intentar aplicar los colores que realmente tienen que ser.

    También diré que si me plantan en mesa unos orcos rosas o unos paracas británicos con boinas azules me da un poco igual, pues cada uno hace con sus minis lo que le da la gana.

    ResponderResponder
    +1
  12. Es que es el debate de siempre: depende.

    La fantasía y el realismo no son opuestos, son dos formas de narración o de arte que son, de hecho complementarias (y de cuyo choque nace el surrealismo).

    Y sin olvidarnos del realismo mágico y de que algo sin elementos fantásticos puede no ser realista, siendo el ejemplo más sencillo los anacronismos. Y ojo, que algo fantástico puede ser realista. Porque ‘fantástico’ estrictamente hablando es un género y ‘realista’ es un estilo o corriente.

    Ambas necesitan lo mismo: coherencia.

    Por eso el dragón Smaug de ‘El Hobbit’ es más realista que los de ‘Dragones y Mazmorras’: es más coherente, no solo en diseño, sino que los efectos especiales más avanzados evitan que nos resulte poco creíble.

    Y por eso el maquillaje de los zombis de ‘The Walking Dead’ es más realista que el de ‘Z-Nation’, aunque la segunda sea más fantástica.

    Una película realista no es más creíble porque no tenga dragones. Lo será si es más coherente.

    ‘El club de los poetas muertos’ es realista y coherente. El final de ‘Juego de tronos’ es fantástico e incoherente’.

    ‘Kickboxer’ o cualquiera de artes marciales sin magias o chinos voladores no es realista en absoluto y no tiene nada de fantástico, es una simple estilización.

    Aclarada esta chapa para hacerme el leído, todo depende lo que como artista (en cualquier nivel de habilidad) quiera transmitir.

    Así que en todo caso será si a los elementos fantásticos quiero darles un estilo realista o no, igual que se puede estilizar lo que en el artículo se llama realismo para que estéticamente esté tan refinado que deje de ser realista.

    Pero no nos chirriará si sigue siendo coherente.

    Por ejemplo Amelie, donde (como en todo el realismo mágico) lo que se estiliza es toda la realidad o en el ‘Malditos Bastardos’. O las ya citadas películas de Van Damme.

    Así que EN RESUMEN: que todo depende de la intención del que pinta.

    Puedes querer que un dragón sea idéntico a un lagarto gigante con esas características, manchas de barro, luz indirecta de las llamas, etc o pintar soldados nazis para que parezcan salidos de Overlord, de ‘Malditos Bastardos’ o de ‘La Gran Evasión’ y los tres serían estéticamente diferentes.

    Y cualquier cosa intermedia.

    Y sobre todo: el dueño de las miniaturas eres tú.

    Pínta como quieras.

    Pero pinta.

    Di NO a la marea gris.

    ResponderResponder
    +2
  13. me ha echo gracia éste post, porque yo mismo tengo una escuadra de 10 marines pintada de camuflaje selvático…
    hace un par de años me hice la misma pregunta, iba a pintarlos de ángeles sangrientos, y de repente me los imaginé apoyando a una escuadra de catachan en medio de una selva y me vino la luz…
    les di una base marrón y capa tras capa de punteado de diferentes tonos de verde quedaron genial… fue un experimento muy divertido…

    ResponderResponder
    +1
  14. Pues depende también del ejército, con Bretonia no tengo muchos dilemas (aunque tengo unidades heréticas de caballeros monocromáticos). Con los ejércitos humanos suelo ser más sobrio y realista, sin embargo cuando pinte los mis goblins voy a tirar de fantasía total.

    ResponderResponder
    0
  15. Pero es que sí que hay dragones violeta, a día de hoy el D&D debe tener un dragón para cada uno de los colores del Pantone.

    Al final, as miniaturas son propiedad del que las compra y se las puede foll, perdón, pintar como quiera, y si no, preguntadle al de los marines de Hello Kitty

    ResponderResponder
    0
  16. De hecho creo recordar que en Reinos Olvidados, en Cormyr, existe el mito de un dragón pupura escondido en sus bosques como verdadero guardian y espíritu del reino.

    Y anda que no mola en Fantasy un hechicero amatista sobre un dragón de ese color.

    ResponderResponder
    0
  17. Bueno en pintura de miniaturas, no hay limites, se puede jugar con ambos conceptos y mezclarlos, por ejemplo pintar tus minis de 40K con colores fantasticos, pero agregarle desgaste y suciedad propia de la realidad donde transcurre la historia y tienes una mini que mezcla ambas facetas, o puedes pintar un tanque solo con NMM y hasta los pintores mas recalcitrantes de la epoca roja de GW se sentirian inquietos. Tambien depende de la destreza del pintor, muchos solo pueden aplicar (con gran esfuerzo) los colores basicos y oficiales del modelo en cuestion, otros mas diestros tendran todo un abanico de posibilidades, y por ahi creo que va el asunto, al final cada vertiente tiene sus pros y contras pero dependera de la destreza del pintor sacar mejor partido de cada una y como digo, mezclar en mayor o menor medida estos conceptos, para lograr un mini visualmente agradable.

    @A. Puig: Eso solo salio en el Rogue Trader, pero dejo de ser canon desde entonces, ahora el Codex Astartes (en el trasfondo) no lo permite.

    ResponderResponder
    0
  18. Para las minis de fantasía me gusta tirar de colores en plan años 80 y 90, lejos del realismo y uso los colores que tengo, mezclando lo que haya falta. Me acuerdo cuando salió el ejército de ogros que eran de ese color grisáceo, a mi me gustaban de color carne más tirando a pálido y fue como los pinté. O el fomoroide que sacaron hace un año para Warcry, el mio no se parece nada al de la caja, es más parece pintado en la época roja de GW.
    Peeeeero como han dicho ya, si la mini tiene peli me gusta que siga el esquema de la película, por ejemplo no pintaría a Darth Vader de color amarillo fosforito ni a Harry Potter con los colores de Slytering (bueno espera, esto último me gusta, creo que me compraré una mini).
    En histórico me pasa lo contrario que en fantasía y ciencia ficción, me temo que soy lo típico, antes de pintar mi unidad de 95th de rifles británicos de la Guerra de Independencia miré hasta lo colores de la pluma del shakó al principio de la guerra consultando libros de uniformes y listados de tropas presentes… lo sé, es enfermizo, pero cuando te pones a jugar napoleónicos te vuelves un poco loco.

    ResponderResponder
    0

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.