[No Solo Minis] Soy el número cuatro

soy-el-numero-4

Saludos, Señores de la Guerra.

Desde hace relativamente poco (y creo que gracias a Harry Potter) está apareciendo toda una corriente de literatura juvenil friki bastante interesante. Por “juvenil” entendemos de 12 a 16 años. El máximo exponente es la trilogía de los Juegos del Hambre de Suzanne Collins, pero otra serie que ha tenido cierto éxito es una que está encabezada por Soy el Número Cuatro (y que sigue con El Número seis) de Pittacus Lore. Obviamente Hollywood no ha tardado en echar el anzuelo, y ha habido adaptaciones cinematográficas de ambas. De los Juegos del Hambre hablaremos dentro de poco, hoy nos dedicaremos a Soy el Número Cuatro.

Imaginad un extraterrestre con poderes súper chulos que llega a nuestro planetay se hace pasar por uno de nosotros. ¿Alguien ha dicho Supermán? Pues no, estoy hablando de Soy el Número Cuatro. Una fusión de superhéroes y ciencia ficción, pero para adolescentes (obviamente hay un instituto, hay una chica, hay un capitán de fútbol, hay un friki amigo del prota… vamos, lo de siempre). Quizá la parte interesante es que el protagonista (sí, el extraterrestre que es un chaval guapetón) es perseguido por unos extraterrestres malos que quieren acabar con él. ¿Por qué? Pues porque esos malos colonizaron su planeta, llamado Lorien (sí, sí, Lorien) y no quieren que se venguen. ‘Amos, más simple que un botijo.

En cuanto a la película, poco hay que decir con tan elaborado y original argumento. Oh, podríamos decir que ha producido Michael “Explosiones” Bay, y que está guionizado por los dos esperpentos encargados de Smallville (eh, esto va de una especie de Superman adolescente con un instituo y demás… si han podido hacerlo diez temporadas pueden hacerlo una película). La actuación es relativamente buena (sale la pija de Glee), la película no se hace pesada y es muy “palomitera”, además de dejar la puerta abierta a una segunda parte (bueno, al segundo libro… llevan 5 en USA). Es decir, se deja ver, pero no os esperéis una película que cambie vuestra vida.