[No Solo Minis] El Reino de los Cielos

Saludos, Señores de la Guerra.

Me he vuelto a ver el Montaje del Director de esta soberbia película y, Osprey en mano (“La Victoria de Saladino” por si alguien quiere saberlo) me he lanzado a haceros un post sobre esta película que, personalmente, me encanta.

El argumento es básicamente la historia de Bálian, un herrero francés hijo de un cruzado que se va a tierra santa para encontrar el sentido de la vida y acaba liderando la defensa del sitio de Jerusalén del 1187. Cabe decir que el guión se toma muchas licencias; aunque muchos de los personajes existieron realmente (Bálian, Saladino, Reinaldo, Sibila, Guido, Raimundo) y se intenta reflejar un poco su personalidad (Bálian era coleguilla de Saladino, Guido era un memo), pese a que está muy bien reflejado el armamento de la época, y cómo se vivía… hay muchos detalles inventados, como por ejemplo la historia de Bálian (no era herrero ni había nacido en Francia ni se lió con Sibila), o que se vea la bandera de Castilla y León cuando aún no existían como reino, o que un herrero francés tenga que enseñar a habitantes del desierto cómo construir una acequia (WTF). Pero esas licencias que se han tomado consiguen hacer una película entretenida, y con una de las mejores batallas medievales que he visto en la gran pantalla. Es decir, aunque está basada en un hecho histórico, la película no es totalmente fiable, pero se perdona porque se consigue hacer más entretenida (más o menos lo que para mí pasa en ESDLA, que varían ciertas partes o detalles del libro para hacerlo más “peliculero” sin que pase a ser mala película).

Ridley Scot (Alien, Gladiator, Blade Runner) está a la batuta, por lo que ya sabemos que nos podemos encontrar un peliculón. Por supuesto, la música, los efectos, los decorados, la fotografía y la iluminación están a la altura. En cuanto a la actuación, es más que destacable. Orlando Bloom (Légolas en ESDLA) hace un papel brillante, demostrando que “ser guaperas” no tiene por qué estar reñido con actuar bien cuando la ocasión lo pide. De ESDLA también está Celeborn (Marton Csokas), quien por cierto también hacía de “malo” en Timeline. Liam Neeson (SW), Jeremy Irons (La Jungla de Cristal 3), Eva Green (Casino Royale),  David Thewlis (Harry Potter) o un entonces desconocido Nikolaj Coster-Waldau (Jaime Lannister en Juego de Tronos). Un montón de actores muy buenos, y se nota.

La película (la versión que se estrenó en cines) no tuvo mucho éxito, cosechando apenas el coste de la película. Sin embargo, si se ve la versión del director todo tiene mucho más sentido y la película gana (supongo que en cines no querían estrenar algo de 3 horas y pico). Personalmente os la recomiendo, pero tened en cuenta que es una película larga (aunque no se haga aburrida en ningún momento).

28 Replies to “[No Solo Minis] El Reino de los Cielos”

  1. Buff. A mí esa película no me gustó nada. Aunque ya hace mucho que la vi y no la recuerdo del todo bien.
    Para empezar da la impresión de ser un sucedaneo malo de Gladiator.

    Pero lo que más me rechinaba era lo totalmente falso que es lo que te cuentan.
    Si vas a hacer una película sobre la edad media y los cruzados, pues vale, pero luego no metas ahí el rollo de la alianza de civilizaciones y demás mierdas que no pegan ni con cola con esa época.

    Resulta que un noble cruzado se lleva a tierra santa, como parte de sus camaradas, al hijo bastardo herrero que tuvo con una plebeya, y tan normal… Ya se pasan la sociedad medieval por el forro.
    Para colmo, este bastardo plebeyo termina siendo parte de la élite social porque él lo vale.

    Luego tenemos a un personaje principal, Bálian, que no pega ni con cola porque tiene una mentalidad del siglo XXI y no del XII. Y canta mucho.
    No te crees el personaje, como no te creerias a mikey Mouse en medio del Egipto antiguo.

    Y eso se extiende por toda la película, con la apología de la Alianza de Civilizaciones, los caballeros templarios malotes, a los que incluso ahorcan como si fuesen vulgares ladrones plebeyos y ¡Por matar musulmanes! y por supuesto estos mucho menos fanaticos que los cristianos.
    El Saladino totalmente idealizado, cuando realmente fue un señor de la guerra sanginario y cruel, enseñando moderación y modales a los europeos, cuando precisamente fue él el que copió del concepto de La Caballería de sus enemigos…

    En fin.

    Para gustos colores.

    0

  2. No puedo estar más de acuerdo con anonymus, Balian es un tío con mentalidad del siglo XXi metido en el siglo XII. y la escena final en la pérdida de Jerusalén cuando Balián nombra a todos caballeros y les dice “todos sois iguales!” pffff, habráse visto cosa más falsa, demagógica y estúpida.

    Con toda la pasta que tenía para hacver la película, podría haber pensado un guión mejor.

    0

  3. Eso sí, como soy un irremediable enamorado de las cruzadas, no he podido evitar verla y reverla mil veces, quedándome flipado con los paisajes, las escenas en las que aparecen los ejércitos y en general, el “ambiente” tan magnífico que crea la película. En fin, es evidente que todo no se puede tener.

    0

  4. Buenas,

    No voy a defender la película, que me gusta pero sin pasión, pero pensamiento igualitario ha habido en diferentes momentos históricos, otra cosa es que fuese reprimido a sangre y fuego, normalmente por la élite. Repecto a lo de trasladar parámetros modernos (Alianza de Civilizaciones, de dónde te sacas eso, Anonymous?) a la antiguedad, lo hacen todas las películas; partamos de la base de que nuestros antepasados eran una panda de hijosdesumadre dispuestos a hacer lo que fuese por sobrevivir/medrar, y en épocas donde la violencia era una moneda de pago más, pues cortaban, rajaban, mutilaban, torturaban y mataban TODOS. La única película que recuerdo que retrata la psique de la época a la perfección es “Aguirre, la colera de Dios” (y no, no es de Esperanza).

    Por cierto Anonymous, no creo que pinte a los musulmanes cómo benefactores humanistas y a los cristianos como los mierdas que hemos sido, es sólo que se centra en las luchas de poder entre estos, y en cómo las disputas personales de los poderosos arrasan a los desgraciados (esto creo que sigue igual pero sin espadas, que pinchan).

    Saludos

    0

  5. Bueno, pues a pesar de las licencias históricas que se toman, principalmente la vida de Balián, que como pude comprobar después no tiene nada que ver con la realidad, a mí la película me encanta. La he visto varias veces, y las que me quedan.
    Si dices que el montaje del director es aun mejor, no voy a tardar en verla xD

    Lo de Saladino idealizado es totalmente cierto, pero idealizado en la misma forma en que otras obras han retratado el ideal del caballero. A mí no me pareció mal; el film trata de evocar el fanatismo de los religiosos, y en este caso el palo va para los cristianos principalmente.

    También comparto el esperpento de la parte final, que resulta muy poco creíble. Bueno, en general el personaje de Balián no me convenció nada xD, en parte por su concepción y en parte porque le tengo tirria a Orlando Bloom. Por mucho que lo intentara, no dejaba de ver a Will Turner.

    Pero vamos, que si bien es una peli que no te va a enseñar historia al menos se deja ver, que es lo importante.

    0

  6. Según la historia REAL, Saladino consideraba a Bálian su amigo (y era uno de los negociadores oficiales). Lo que está cambiado en la película es que en realidad él nació en Tierra Santa y estaba casado allí, de hecho a la batalla que van todos menos él, es falso, él también participó y Saladino le dejó irse a Jerusalén por la amistad que tenían a cambio del juramento de no volver a enfrentarse, pero cuando volvió a Jerusalén le obligaron (y Saladino entendió que hubiera roto el juramento y le perdonó). Pero organizó la defensa de Jerusalén (como se ve en la peli) y fue él quien negoció la rendición con Saladino (que no fue exactamente como en la peli; dejaron quedarse a gente, y los que se iban pagaban peaje).
    Os lo creáis o no, eso de “alianza de civilizaciones” no se lo han inventado en la película. Raimundo III de Trípoli siempre buscó una coexistencia pacífica con los dirigentes musulmanes vecinos; de hecho para él no eran enemigos sino vecinos.
    En definitiva: que no era tan Reino del Arcoiris como lo pintan, pero ni mucho menos era odio acérrimo como es hoy en día; había gente que respetaba, y gente que no.

    0

  7. @aira: Sí, mucho mejor, no hay los agujeros que había en la película estrenada en cines, todo cobra mucho más sentido y la película fluye muchísimo mejor (no te da la sensación de “¿y ésto a qué viene ahora?”.

    0

  8. @Namarie: No te discuto lo de la alianza de civilizaciones, pero lo del nombramiento masivo de caballeros….

    0

  9. Bueno, pese a compartir las críticas de Anonymous, la película tampoco está tan mal. Tiene un pase y me gusta el tratamiento del rey leproso, Balduino IV. Este tío tenía los cojones tan gordos que merecería una peli para el solo. Luego se ve la figura de Saladino como la de un tío muy enrollado, pero es que la figura histórica era excepcional. También me gusta que refleja lo hijos de perra que eran los cruzados cristianos, que, si bien vivían en una época y una mentalidad muy diferente, lo cierto es que eran unos fanáticos hasta para su momento histórico. (Recordemos que, cuando las Navas de Tolosa, los cruzados que vinieron tuvieron muchos problemas con el rey, por aquello de intentar masacrar a los judíos de Toledo)

    Por lo demás, las batallas no me acaban de gustar. Sobre todo la última, con tanto trabuquete (catapulta) como no se había visto en toda la Edad Media.

    En fin, es una película que refleja bien lo que le viene pasando al cine de Hollywood. Es decir, la estética no está mal, los actores se portan, los efectos especiales están chulos, pero de guión, lo que se dice guión, no se ve nada. Esto mismo valdría para Prometheus, ya que estamos con Ridley. No obstante no está mal, la peli entretiene si no te pones pesado con lo de la coherencia histórica y, ya puestos, la coherencia argumental.

    Por último, a quien no le haya gustado nada, le recomiendo que lea esta crítica. A mi me hace bastante gracia.

    http://www.lapaginadefinitiva.com/cine/criticas/reinocielos.htm

    Interesante post, gran página. Seguid así.

    0

  10. Para mi la peli es más bien malilla. Como ya han comentado por ahí, el prota parece sacado del siglo XXI. Se va a Tierra Santa y monta una especie de comuna multicultural y enseña cómo cultivar a los árabes, porque no sabían los pobres. Las batallas mal hechas, y el asedio a Jerusalén es una fantasmada gorda. Allí había más torres de asedio que todas las que usó el Imperio Romano en 200 años, y aún encima las traen arrastrando por todo el desierto, con sus dos cojones. Esto solo por comentar algunos de sus errores históricos, y la dirección no es mucho mejor.

    Scott, quien te ha visto y quien te ve…

    Lo de la Alianza de Civilizaciones no sé de dónde lo ha sacado anonimous, porque si partimos de la idea de que el prota va en plan paternalista a civilizar a los salvajes, de alianza más bien poca. Viejos recuerdos del Imperio Británico de nuestro querido Sir Ridley Scott. Un Rule Britannia más exagerado aún lo podemos ver en Robin Hood, pero es que ésta ya da vergüenza ajena.

    0

  11. A ver, la peli no está tan mal…

    Pero la versión de cine tiene cosas que son tremendas:

    – La frase estrella de Mr Bloom: Ahí vienen.

    – Que Bloom aka Balian pase de ser un simple herrero en Loarre a de pronto ser el caballero más chachipirulesco de Jerusalem, y que defienda la ciudad entera, sabiendo de tácticas… en fin.

    0

  12. Lo peor es que la pelicula compra totalmente la version de las Cruzadas de Amin Malouf, el de “Las Cruzadas vistas por los arabes” que es tan panfletinesca como las contrapartes occidentales.

    pocas, poquitas cosas en la peli son minimamente realistas o que se acerquen a lo que se sabe por las fuentes, especialmente en los personajes, quitando cuatro trazos de Saladino, y alguna parte del atrezzo militar.

    De todas maneras, la peli es entretenida, te cuenta una bonita historia ( corta) pero es que no hay tiempo pa mas en apenas 2 horas. Quedaos con la realizacion audiovisual, y la musica; y despues si teneis tiempo os veis las otras peliculas clasicas de las Cruzadas: la de Holliwood http://www.imdb.com/title/tt0026249/

    y la egipcia:http://www.filmaffinity.com/es/film628623.html

    despues de ver la ultimo la del Reino de los Cielos os parecera una obra maestra…

    0

  13. Pues a mi todo eso de las “licencias” no me vale como excusa. Si quieren hacer una película entretenida de aventuras y batallitas, que a mi también me gustan, que no destrocen la historia y que se inventen una. Bastante incultura hay ya por el mundo para que encima uno de los medios que se podrían usar para paliarla algo (¿quien no ha aprendido algo de historia o ciencia jugando a rol, wargames y similares?) haga que esa situación se agrave por el bien de don Dinero.
    Luego de la dirección no tengo nada que decir, pero vamos lo de que tenga que llegar un herrero francés a decirles a la gente de la zona como y porque tienen que cavar pozos…pfffff.

    0

  14. A mi me pareció un bodrio y aburridísima, pero para gustos colores.

    0

  15. A mi me parecio una mala pelicula historica de las cruzadas. Como ficcion es bastante
    regulera. Siento disentir.

    0

  16. Parece que a nadie le gustó la película. A mí sí, porque lo que quería ver era una película, no un documental.
    Si el cine no puede dar patadas a la historia nos quedamos sin películas históricas. No creo que el director tratase de hacer una obra biográfica, sino una película épica.
    Yo creo que a casi todos los que vemos la películo, al menos tras verla nos llama la atención los personajes de Balduino, Saladino y Balian. No necesitó que me cuente su historia exacta, que luego ya sé buscar yo información sobre ellos y sobre las batallas. El cine es arte y entretenimiento.

    0

  17. ¿El Reino de los qué…? Una más para ver cuando no tienes nada mejor que hacer. Me quedo con la saga de Grandes Batallas de la Historia, o Grandes Conquistadores. Particularmente me entretienen más.-

    0

  18. @Para variar:

    <>

    ¿Pero en base a q dices barbaridad semejante? Yo te exhorto a q razones tal afirmacion. Tu mismo te daras cuenta q hacer cine no implica dar patadas a los libros.

    0

  19. No sé, yo no conozco muchas películas históricas en las que no se den “patadas a los libros”. Libros que en temas históricos y de batallitas contienen fuentes que no son muy imparciales. Además no es una biografía ni nada por el estilo. Si esa fuese su intención cogería un libro y la copiaría tal cual.
    Además ¿por qué no pueden dar patadas a los libros? No he visto aún la película de Lincoln matando vampiros, pero doy por supuesto que Licoln no mataba vampiros.
    Además relata bastante bien los sucesos de la caída de Jerusalem, por lo que llama la atención a muchos que quieran profundizar en la Segunda Cruzada. Pero es ante todo una película épica.

    0

  20. @Para variar: No, no relata bien los sucesos de la caída de Jerusalem.

    Una película “histórica” la puedes plantear de dos formas. Una es hacer una película de aventuras, o un musical o lo que quieras, y por el planteamiento dejar claro que lo “histórico” no es más que un decorado. La Vida de Brian, por ejemplo. Otra es intentar mostrar lo que ocurrió, aunque siempre habrá alguna licencia e incluso puede que la interpretación de los hechos sea diferente a la aceptada (pero sin cambiar significativamente los hechos). Por ejemplo, la serie Yo, Claudio o para nombrar una menos interpretativa, El Hundimiento. Una que no pretende ser histórica al 100%, que que capta muy bien la época y los personajes es El León en Invierno, que por cierto ésta la recomiendo a todo el mundo.

    Pero hay un tercer tipo que el del falseo total de la historia. Plantear algo como si fuera histórico y omitir lo que no conviene o mentir descaradamente. Yo he llegado a leer a gente supuestamente informada (por ejemplo el señor Reverte) que quien criticara a 300 era un ignorante que debería leerse a Tucídides. Lo cual demuestra el grado de estupidez y arrogancia en este país. El señor Scott no hace una peli de aventuras (o no solo), sino que falsea descaradamente la historia.

    Con esta peli resulta que los europeos (menos unos cuantos “malos”) iban a civilizar Oriente Medio y a trabajar con sus propias manos en los campos. Que ya me explicarán a mi a quien iban a explicar lo que era civilización unos caballeros del siglo XII.

    0

  21. Hola Sir Nigel, hace años que leo a Reverte, no es que sea un fanático del mismo pero me ha llamado la atención esto que has puesto, no sé con qué sentido, quizá para reforzar tu argumento dándotelas de entendido en la materia. Cito”Yo he llegado a leer a gente supuestamente informada (por ejemplo el señor Reverte) que quien criticara a 300 era un ignorante que debería leerse a Tucídides. Lo cual demuestra el grado de estupidez y arrogancia en este país”.
    Para que el resto podamos forjarnos una opinión al respecto sobre el fulano, te vuelvo a colocar el presunto artículo que leíste de Arturo Perez Reverte, y conseguimos ver esa ecuación donde a partir de la opinión de alguien al otro lado de la igualdad aparece la representación de la estupidez y arrogancia de este país.
    No me parece muy inteligente llamar estúpido a este “menda” http://www.perezreverte.com/biografia/

    0

  22. Ahora sí el producto estrella tal y como prometí la crítica a 300 por Arturo Perez Reverte.
    Eran de los nuestros

    ARTURO PÉREZ-REVERTE | El Semanal – 29/4/2007

    Todavía no he visto 300, la película de Zack Zinder sobre la batalla de las Termópilas. Pero he seguido con atención la polémica sobre la corrección o incorrección social del asunto, los pareceres encontrados sobre el supuesto retrato artero y malévolo de los orientales persas, y los tópicos sobre el honor y la gallardía de los occidentales espartanos. Ha sido interesante asistir a ese contraste de opiniones entre los partidarios de una visión tradicional del acontecimiento, la prohelénica y heroica, frente a la de quienes se expresan desde un enfoque más orientalista o menos eurocéntrico y lamentan que Jerjes y su gente todavía figuren en la Historia como los malos del episodio.

    En el debate no han faltado, naturalmente, las alusiones a la crisis entre los valores de la democracia occidental y los que otras culturas sostienen, las alusiones al islam, etcétera. En el que podríamos llamar sector crítico frente a la versión transmitida por las fuentes clásicas, hay opiniones muy respetables, versiones de historiadores que, con el peso de su autoridad y con más o menos eficacia según el talento de cada cual, revisan tópicos, iluminan rincones oscuros, deshacen o cuestionan interpretaciones tradicionales; pero junto a ese análisis serio, académico, se ha dado también, como era de esperar en los tiempos que corren, una intensa agitación del gallinero mediático, empeñado en aplicar al año 480 antes de Cristo los habituales clichés de lo social o políticamente correcto. De manera que junto a ciertos finos analistas, intelectuales de pasta flora, eruditos cutres, tertulianos charlatanes y políticos analfabetos, sólo ha faltado alguien que denuncie a Leónidas y sus trescientos hoplitas ante el tribunal internacional de La Haya por militaristas y xenófobos. Que casi. De modo que van a permitirme, también, opinar al respecto. Eso sí: con un criterio contaminado por el hecho poco objetivo de haber leído en su momento -cada cual tiene sus taras- a Herodoto, a Diodoro de Sicilia y a Jenofonte. A lo mejor ése es mi problema. No hay nada mejor, lo admito, para la objetividad, la equidistancia y la corrección política que no haber leído nunca un puto libro.

    A ver si lo resumo bien: eran los nuestros, imbéciles. Aunque siempre sea mentira lo de buenos y malos, lo de peones blancos y negros sobre el tablero de la Historia, lo que está claro, películas y paralelismos modernos aparte, es el color de los trescientos lacedemonios y los setecientos tespieos que libraron el último combate contra los doscientos mil persas que los envolvieron y aniquilaron en el paso de las Termópilas. Pese a su militarismo, a las crueles costumbres de su patria, a que los enemigos no eran afeminados o malvados, sino sólo gentes de otras tierras y otros puntos de vista, los soldados profesionales que peinaron con calma sus largos cabellos antes de colocarse encima treinta y cinco kilos de bronce y cerrar filas dispuestos a cenar en el Hades -Leónidas sólo llevó a los que tenían en Esparta hijos que conservaran la estirpe-, riñeron aquel día como fieras, hasta el último hombre, conscientes de que su hazaña era un canto a la libertad: la demostración suprema de lo que el ser humano, seguro de lo que defiende, puede y debe hacer antes que someterse.

    Y claro que eran héroes. Da igual que los historiadores magnificaran su hazaña, o que los enemigos fuesen de una u otra manera. Lo que esos espartanos rudos y valientes defendieron bajo la nube de flechas persas -como bromeó uno de ellos, eso permitía pelear a la sombra-, no era el diálogo de civilizaciones, ni el buen rollito ni el pasteleo para salvar el pellejo poniendo el culo gratis. Enaltecidos por los clásicos o desmitificados por los investigadores modernos, lo indiscutible es que, con su sacrificio, salvaron una idea de la sociedad y del mundo opuesta a cualquier poder ajeno a la solidaridad y la razón. Al morir de pie, espada en mano, hicieron posible que, aun después de incendiada Atenas, en Salamina, Platea y Micala sobrevivieran Grecia, sus instituciones, sus filósofos, sus ideas y la palabra democracia. Con el tiempo, Leónidas y los suyos hicieron posible Europa, la Enciclopedia, la Revolución Francesa, los parlamentos occidentales, que mi hija salga a la calle sin velo y sin que le amputen el clítoris, que yo pueda escribir sin que me encarcelen o quemen, que ningún rey, sátrapa, tirano, imán, dictador, obispo o papa decida -al menos en teoría, que ya es algo- qué debo hacer con mi pensamiento y con mi vida. Por eso opino que, en ese aspecto, aquellos trescientos hombres nos hicieron libres. Eran los nuestros.

    0

  23. Ahora uno ya tiene igualdad de condiciones de opinar del “fulano”, que por cierto no habla en ningún momento de Tucídides y sí lo hace de Herodoto, de Diodoro de Sicilia y de Jenofonte. (Quizá haya leído también a ese otro señor historiador).
    Del contenido del resto de tu argumentación, Sir Nigel, me ha gustado bastante, sobre todo como has explicado, los los tres tipos de películas que pueden relatar acontecimientos históricos, de verdad.
    Muy buena manera de plasmarlo. Salud.-

    0

  24. Es cierto, me corrijo, no citaba a Tucídides. Hablé de memoria y había leído ese artículo hace años. Pero me reafirmo en que el sentido del artículo es bastante parecido al de la propia película. Sólo hay que leer la última frase-resumen: “Eran los nuestros”.

    De hecho, primero critica el aplicar valores occidentales actuales a acontecimientos de hace 2.500 años (lo hacen los demás, los que no opinan como él). Pero él mismo hace algo parecido intentando identificarse con con personas de hace 2.500 años, como si la historia fuese un hilo continuo e ininterrumpido que vinculase directamente a Leónidas con la Enciclopedia. Muchas cosas han pasado para hacer esa afirmación. Más aún teniendo en cuenta que la propia batalla de las Termópilas tuvo una importancia militar más bien discutible.

    Y ahora aclaro. Yo leo a Reverte, tanto sus artículos como sus libros, y no creo que sea estúpido. Pero sí dice estupideces con cierta frecuencia. El problema, en mi opinión, es que a menudo usa actitudes más que argumentos. En esto no se diferencia en nada de cualquier otro articulista, qué le vamos a hacer, pero no por ello deja de ser cierto.

    Muchas gracias por poner el artículo y por la crítica a mis palabras. Quizá haya sido demasiado duro con este señor, que al fin y al cabo en este hilo no venía a nada y era completamente inocente.

    0

  25. “Al morir de pie, espada en mano, hicieron posible que, aun después de incendiada Atenas, en Salamina, Platea y Micala sobrevivieran Grecia, sus instituciones, sus filósofos, sus ideas y la palabra democracia.”

    Y yo que pensaba que la democracia moderna (post s.XIX) bebia bastante de la democracia estadounidense de los founding fathers que a su vez bebia de las leyes de la Confederacion Iroquesa

    0

  26. @Felipe: Es decir que los espartanos eran demócratas. Pues no. No sólo no lo eran sino que impusieron dictaduras de tiranos (observar que las palabras han cambiado un poco el significado) por ejemplo en Tebas y en Atenas. Los espartanos tenían esclavos al igual que sus demócratas enemigos atenienses, pero la brutalidad que emplearon contra ellos y las divisiones entre ciudadanos y artesanos deja en ridículo toda la edad media. Por lo demás, esos espartanos son los que derrotaron a Atenas aliándose con Persia… Firmando acuerdos de no liberar ni apoyar militarmente las ciudades de colonos griegos en poder de los Persas.

    Por eso los hechos históricos de Alejandro enfretándose al imperio Persa sucedieron.

    De el hideputa Reverte diré que brilla como historiador cuando dedica tiempo a ello y siempre si le comparamos con esa caterva de expertos que pueblan televisiones y periódicos. Pero en cuanto se enfrenta a un historiador o un simple wargamer histórico apasionado de determinada época… NO TIENE NI IDEA.

    0

  27. @Felipe: No sé porque te he respondido a tí. Si no pretendía hacer eso. Me ha pasado como en los foros que pulsas en el último para añadir el tuyo.

    Por eso: Lo siento, no pretendía citarte. Es más estoy de acuerdo contigo.

    0