Fanboys (o los fanáticos que no creen en alternativas)

Saludos, Señores de la Guerra.

Hoy hablaremos de un tema bastante polémico, y se trata del fanatismo (o, como se le llama ahora, el fenómeno de los Fanboys). Aviso, es un post un poco largo… Y espero que en los comentarios seais respetuosos los unos con los otros 😉

Fanboys de un producto en un mercado, son aquellas personas que están ancladas en una de las múltiples alternativas, y que, sin haber probado las otras, defienden con un fervor religioso su opción y desprecian y humillan a aquellos que no opinan como ellos, llegando a insultar o amenazar. Sí, muchos pensaréis “esto no es verdad, ¿no?”, pero la realidad es que sí.

Las posibles causas del fenómeno “fanboy” están en la propia naturaleza del ser humano.

Por un lado, el ser humano teme al cambio. La gente, por regla general, es insegura. Ser inseguro implica que cuando algo lo tienes seguro, te aferras a ello como un clavo ardiendo. “No, no vamos a creer en otro Dios por si el nuestro nos castiga”, por ejemplo. Ese miedo al cambio hace que mucha gente ni piense en otras alternativas. Seamos sinceros, el cambio a veces es bueno y a veces no (lo siento pero al que escribió el puto cuento del queso me gustaría verlo en algunas situaciones concretas), a veces es doloroso y a veces plácido; pero no podemos descartarlo por defecto ni insultar a los que han cambiado.

Por otro lado, y relacionado con la inseguridad, a la gente (por regla general) no le gusta reconocer que se ha equivocado, ya que es un símbolo de “debilidad”. Y reconocer que (p.e.) otro juego más barato es más divertido que el que te has gastado cientos de euros, hay gente que no se atreve. Yo reconozco que me he equivocado comprando bazofias de juegos para consola por ejemplo, o de miniaturas (léase Transformers, el juego de cartas montable que acaba siendo piedra-papel-tijera… suerte que no me gasté ni diez euros…).

Hay Fanboys en muchos aspectos de nuestra sociedad actual. Los que consultéis algún foro de consolas, por ejemplo (ahora mismo pienso en dos blogs a los que estoy suscrito, Vidaextra y El Píxel Ilustre), sabréis que hay fanboys de Nintendo que atacan al resto de consolas (bueno, atacaban a SEGA en su momento) y fans de Playstation y X360 que se insultan entre sí y desprecian a la wii (y luego la copian con Wands y Kinects).

También hay fanboys de Apple que desprecian a los pceros (o pceros que desprecian a los de Apple). La guerra de fanáticos de Linux vs fanáticos de Windows se remonta a años atrás. Los fanáticos de Internet Explorer vs los de Mozilla Firefox o Chrome. Y, bueno, de política y de fútbol ni hablamos. ANTES DE QUE DIGAIS NADA, todo esto son temas ajenos al blog, y cortaremos los mensajes que se vayan de la temática del blog (algún día haré un post de “política del blog”). Especialmente prohibidos política + religión + fútbol. Pero como empecéis “yo tengo in ipad y el kindle es una caca” cogeré las tijeras y empezaré a recortar posts 😛

Volvamos al tajo (es que el Júcar se me ha quedado pequeño… chiste malo, lo sé). En nuestro mundillo, en nuestro hobby de los wargames y las miniaturas, también hay fanboys. Al ser el juego mayoritario (o los juegos mayoritarios), es normal encontrarse con fanboys de Games Workshop, Warhammer y Warhammer 40.000. Gente que no aguanta ni una crítica a la gran empresa. No puedes criticar delante suyo la política de GW, ni el nuevo ejército de Gamusinos del Caos, ni una miniatura por horrible que sea.

También está un caso curioso, el del jugador que antes era fan de WH y, tras haberse pasado a otros juegos (Warmachine o Infinity, por poner dos ejemplos) pasa a ser un anti-GW demonizando a los ingleses por sus juegos o sus miniaturas (o por sus pinturas). Como si alguien les hubiera obligado a jugar a Warhammer primero…

Personalmente, opino que a no ser que tu puesto de trabajo dependa de ello, no deberíamos hacernos fanáticos defensores de un juego u otro, o de una casa de miniaturas u otra.

A ambos, tanto a los pro-GW como a los anti-GW, lo que les pido es RESPETO y MADUREZ. Cada cual juega con lo que le sale de los huevos (kinder sorpresa, claro…). Que otra persona decida otra cosa, no quiere decir que esté equivocado, ni que lo estéis vosotros. Como solemos decir, las opiniones son como el culo: todos tenemos uno, y el de Salma Hayek es el más bonito.

Otro efecto del fanboy es que se niega en rotundo a aceptar otros juegos (u otras marcas, otras pinturas…). Y eso, para nuestro hobby, es malo, muy malo. A todos, damas, caballeros, engendros… abrid los ojos. Sea cual sea vuestro juego, puede que estéis como en la caverna de Platón, cerrados en vuestro mundo (en el dibujo podéis cambiar Warhammer y Games Workshop por vuestra marca favorita). Os aconsejo que salgáis de la caverna. Probad otros juegos, porque en el peor de los casos seguiréis pensando que vuestro juego es el mejor, pero ahora con una base empírica y unas pruebas concretas.

Y sé de lo que hablo. Empecé con Heroquest, luego Battle Masters, y de ahí a Warhammer. Personalmente debo haber jugado a una veintena de juegos desde entonces (no los voy a mencionar por no aburrir), y uno de los que más me gusta y con diferencia es Warhammer (bueno, Warmaster/BOFA también me gusta mucho). No soy un fanboy, entiendo que haya otros gustos, que hay a quien no le gustan los dragones, los que prefieren la segunda guerra mundial o quien se arrepiente de haber jugado a 40k y ahora está loco por los panocos; pero a mí me gusta Warhammer y tengo ganas de echarle el diente a la Octava y a la caja de inicio (con cabreo de la Inquisidora por ser otra caja más que entra en casa). Pero, eso sí (y ahí está la clave) RESPETANDO a los que prefieren otros juegos.

Y es lo que os animo a todos a hacer; no tengáis miedo de probar otros juegos, simplemente aceptad que a lo que juguéis no es la única alternativa, y que nadie os dice que no sea la mejor para vosotros.

p.d. Gracias a Endakil, por el dibujo 😉

27 Replies to “Fanboys (o los fanáticos que no creen en alternativas)”

  1. Antes de haber leido nada: ese dibujo es buenísimo. Si el pobre Platón lo llega a saber…

    0

  2. Estoy totalmente deacuerdo. Como se suele decir, en al variedad está el gusto.
    ¿Que mas se puede añadir? pues creo que poco 😛

    Como se dijo hace la tela de años: creced y diversificaros (bueno, mas o menso ;))

    0

  3. Yo también me inicié como tú: Heroquest, battlemaster… mi primera WD fue la 8. Pero al igual viejos jugadores que muchos evolucioné, probé otras cosas.
    Ahora mismo me he pasado al 1/72 para ver si empiezo con el fog o el dbmm.
    Ya me pasa con los wargamers que sólo conocen el plomo y juegan en 15 mm, que en cuanto ven mis minis de plástico sueltan cara de desprecio (pero si son más baratas, pero si están mejor esculpidas, si puedo hacer transformaciones más fácil…así que deja de mirarme raro)
    Es curioso ver la enorme cantidad de fabricantes que se han pasado al plástico ofreciendo una gran calidad a buenos precios, para muestra los Perry con la caja de la guerra de las dos rosas.
    De pinturas, yo intento tener lo mejor de cada casa: las foundation y los colores metálicos de Citadel, los colores de camuflaje de Vallejo, algo de Andrea y Tamiya…
    No entiendo tanta cerrazón, la verdad.

    0

  4. Muy buen artículo.

    Yo antes solo conocía warhammer 40.000 y posteriormente fantasy como wargames y pensaban que eran los mejores (bueno el 40.000 sigo pensando que sigue siendo de lo mejor en ciencia ficción por encima de infinity y el fantasy solo superado por confrontation y su antiguo ragnarok)

    Pero vamos que pienso que hay que ser respetable se juegue a lo que se juegue 😉

    Yo colecciono y pinto warhammer 40.000, infinity, anima, helldorado y antiguamente confrontation hasta que dejó el plomo. Y seguramente ahora vuelva a fantasy con la nueva edición 😀

    0

  5. no defiendo con fervor nada, pero juego al juego en el que es mas facil encontrar jugadores, cuando todos juegen al “mierdawar” yo tambien xD

    0

  6. Buenas!

    Muy buen post :). Yo entré en los wargames de la mano De Fantasy y W40K. Luego seguí con Señor de los Anillos por la estética y ambientación, aunque ahora con la Guerra del Anillo esté perdiendo ese estilo que era lo que molaba.

    Soy gran aficionado a Battlefleet Gothic, War at Sea y me gustaría empezar o FoG o Flames of war (Históricos 15mm), pero el problema que encuentro es que la gente y wargamers que conoces determinan en gran medida a lo que juegues. Estoy cada vez más cabreado con la GW (ayer mismo me enteren que despedían al Manager de la GW de mi ciudad, un buen tío y que hacía genial su trabajo) y el problema que encuentro para pasarme a otros wargames pienso que es más el grupo de juego en el que estés.

    Saludos!

    0

  7. conoceis el dicho de “¿donde va Vicente? donde va la gente!”… Pues eso pasa aqui, que uno juega a lo que sus semejantes juegan…

    0

  8. Últimamente he estado mirando foros sobre diferentes wargames de miniaturas y sí, de cuando en cuando estallan guerras civiles sobre qué juego es el más histórico, más realista o con más salero.
    El caso de Warhammer es el más común, y a la vez es totalmente diferente.

    Lo más habitual es que las críticas no sean al juego en sí, que es el que es (nadie le pide que sea DBMM), sino a GW. Los que lo atacan van a por la yugular de GW, los que lo defienden sienten que es un ataque al reglamento y que les están diciendo a qué tienen que jugar. Luego los otros vuelven a la carga, y al final discuten en círculo sin llegar a ninguna parte.

    He visto discusiones sobre otros juegos (DBA vs Impetus, por ejemplo) donde la gente sí se tiraba los trastos a la cabeza por ver cual era el mejor reglamento. Pero con Warhammer el problema es que cada uno discute de una cosa. Es más un problema de establecer claramente de qué se habla que de debatir qué juego es mejor.

    Por ejemplo, uno abre un tema diciendo que lo timan porque suben precios otra vez, y otro le responde diciendo que él se lo pasa bien jugando. O al revés, uno abre un tema sobre un nuevo ejército y otro le contesta que lo sacan para ganar pasta.

    Como decía el gran Ivá: País de locos…

    0

  9. Uhmmm… mi ruta fue HeroQuest ->Warhammer -> BattleMaster -> Warhammer -> Warhammer 40K-> DBA.
    Por el camino he probado Fanhunter Batallitas, Cruzada Estelar, Wahammer Quest, Warhammer Ancient Battles, Warmaster, eSdlA, Epic, Mordheim, BloodBowl, SBH, MDRG, Infinity, Confrontation, Uncharted Seas, Legends of the Old West, Impetus… y posiblemente olvidaré muchos, teniendo siempre de fondo el rol y Magic.

    Tal vez el problema en la raíz de los fanboys sea su negativa a probar otros wargames. Las chuletas están muy buenas, pero hay muchas otras comidas, más caras y más baratas. Puede que otros platos te gusten (incluso más), y probarlos no te impedirá que vuelvas a comer chuletas cuando quieras.
    Los fanboys te miran con desprecio porque comes una ensalada “como un apestoso vegano” o comida china “esa porquería con la que ta las das de exótico”. En cambio, si deslizas que comer chuleta todos los días puede ser malo para la salud y que es un menú caro para comer a diario se te encararán acusándote de ofenderles, de llamarles asesinos comedores de animales, o te dirán que nadie te pone una pistola en la cabeza si no quieres comer chuleta y que los ganaderos y el señor de la carnicería también tienen derecho a ganar un jornal.
    Lo de siempre: el sabio señala a la luna y el necio le mira el dedo.

    Vienen a cuento una famosa frase “En la variedad está el gusto”, y el popular lema “Busque, compare, y si encuentra algo mejor… ¡juéguelo!”.

    Por cierto, cuando empezamos a jugar a DBA por mi zona no lo conocía ni el tato. En las últimas jornadas locales los participantes del torneo de DBA casi TRIPLICABAN a los jugadores de Warhammer.
    Si un juego es interesante compártelo con tus amigos; si no son unos fanboys y de verdad aman los wargames lo probarán 😉

    0

  10. Sí, sí, Endakil… pero en DBA no hay dragones… ¡ni demonios que sacan la lengua constantemente! XD

    Curioso que jugases a Warhammer antes que a Battle Masters… e impresionante historial.

    (p.d. buenísima comparación con las chuletas…)

    0

  11. Soy un poco malo con las fechas. Si sirve de pista empecé a jugar a Warhammer antes de que apareciese en castellano 😉

    ¿El historial? Bueno…
    – “He viajado hasta los confines de Asia, hay lugares maravillosos más allá de Italia”
    – “¡Buuuuh! Marco Polo mentiroso”

    😛

    0

  12. “(ahora mismo pienso en dos blogs a los que estoy suscrito, Vidaextra y El Píxel Ilustre)”

    Muy buen gusto en tu segunda suscripción. =D

    “Y es lo que os animo a todos a hacer; no tengáis miedo de probar otros juegos, simplemente aceptad que a lo que juguéis no es la única alternativa, y que nadie os dice que no sea la mejor para vosotros.”

    Lamentablemente la mayoría de los jugadores abrazan su primera opción hasta la muerte y huyen de las alternativas como de la peste. El miedo a lo nuevo/diferente que le llaman. Supongo…

    0

  13. +1.

    O se “arriesgan” a probar otros juegos… y acaban decepcionados, como sé que alguno de mis compañeros le ha pasado con Confrontation.

    Y claro, como para volver a salir de la cueva para que les den en el hocico…

    Yo, la verdad, estoy encantado con mi Kubuntu, con Firefox, con Warmachine y con Gimp… Pero eso no quita para que los domingos caiga partidita de Warhammer, me apunte a los torneos que pueda, etc.

    Sobre la discusión… Creo que de WHF se pueden criticar:

    – La política de GW gamusinera. En otros juegos es más raro, o se da dentro de cada una de las facciones.

    – El reglamento. Prácticamente puedes aprender a jugar sólo con FAQ’s y erratas, especialmente las de traducción.

    – Coste de un ejército medio. Entre 200 y 300 euros un ejército para 2000 puntos, veremos en 8ª y el supuesto nuevo tamaño de ejército a 3000.

    De hecho, los puntos competitivos de otros juegos suelen consistir en atacar estos puntos. Más baratos, mejores reglamentos, otra política comercial,…

    En fin. Más razón que un santo xD.

    Salud

    0

  14. Bajo riesgo de parecer un fanboy XD voy a defender una cosa de Warhammer (como alguien que se ha gastado miles y miles de euros en wh…)

    Para jugar a Warhammer NADIE obliga a hacerlo a 3.000 puntos. Sí, un torneo oficial será a 8000 si quieres, pero entre amigos puedes jugar a 1.500, ó a 1.000, o una Patrulla de 500. Y para eso, con una caja de batallón (80 euros, o incluso menos si lo compras a UK) vas sobrao.

    Además, NADIE obliga a jugar con ejércitos que no sean goblins o enanos; entre dos personas, dos jugadores, dos cajas de inicio; cada uno paga 50 euros y le sale un ejército de más de 1.000 puntillos… y con reglamento… En el caso de Warhammer 40.000 más fácil, que todo dios se coje Gamus… digoooo Marines. Una caja de inicio y ya tienes un ejército para jugar.

    Lo que pasa es que todos somos una panda de indeseables: que si yo quiero esqueletitos, que si yo lagartijas… 😉

    0

  15. Buen post, estoy de acuerdo en casi todo lo que dice Namarie y en particular estoy absolutamente de acuerdo en que el culo de Salma Hayek es el más bonito.

    0

  16. @Namarie, si bien es cierto lo que comentas, no deja de ser cierto que cada uno juega con lo que puede :wink:.

    Esto es, si en mi grupo de juego, los torneos a los que voy y las kdd’s que montamos jugamos a, digamos, 1999 puntos de WHF, es muy probable que lo primero que compre alguien novato vaya en el sentido de copar esos 1999 “cuanto antes”. Lo mismo con Warmachine y los 25-35 (yo soy de los que prefieren 25, precisamente por esto). No deja de ser algo circunstancial, pero también es cierto que “el ratio de utilidad” (si me permitís la expresión) es menor en WHF que en otros juegos, y pongo un ejemplo.

    Dire Troll Mauler, 9 puntos de 25 (pongamos 31 con el caster). Casi 30% de la banda, 30 euros.

    Gigante de plástico de GW, 205 puntos de 1500 (que podrían ser 2000). Un 13’5% largo, 36 euros.

    Si el objetivo es pasar la tarde jugando a un wargame, parece más rentable el troll, nop?

    Luego está la cuestión de los gustos, preferencias, trasfondo, reglas, escalas (lo siento, pero los 15 mm y menores se me hacen muy, muy chiquitajos ^^”, y jugar a histórico, para mí, no deja de tener un saborcillo extraño, como si uno se posicionase en la historia y tomase bando… es bastante absurdo, pero es una sensación que me echa mucho para atrás a la hora de jugar a FoW, por ejemplo, junto con la escala), y un largo etcétera.

    Siguiendo el ejemplo, las minis de Warlord son impresionantes para, por ejemplo, una banda de bárbaros de Confron… Con una caja y algo de masilla tendrías para todos los integrantes… O los napoleónicos de plástico nuevos (no recuerdo marca, ¿Perry?) para hacer una GI…

    Por supuesto, a mí me gusta mover bloques, flanquear, lanzar magia, jugar con no muertos,… Y es también cierto que cada uno juega y compra lo que le viene en gana. Pero el tamaño de la partida, desde el momento en que es un compromiso entre dos partes, y que la relación proporción de puntos-dinero de los tamaños más habituales penalizan a GW, creo que es bastante razonable decir “un problema de WHF es el precio”.

    Salud!

    PD: y sin Warhammer no tendríamos a marcusbelito :twisted:…

    0

  17. mu bueno.
    a sir nigel no me hables de platon por culpa suya suspendí filosofia.
    y por último me he sentido inspirado por este post frikis del mundo unamonos y acavemos con el dominio de los pijos!!!

    0

  18. Voy a ser breve, ya que se ha escrito mucho del tema….

    Cualquier fanatismo es malo, lleva a odio, guerras y malos rollos en general, así que yo intento evitarlos, en mi y en los que me rodean.

    En cuanto a juegos, yo cada vez me voy simplificando más, jugar rápido, muchas veces solo y sobre todo divertirme, así que estoy jugando Song of Blades and Heroes y similares, vamos, los traducidos que mi ingles es muy malo.

    0

  19. GENIAL LA ILUSTRACION!!!!!!!
    la comparacion con el mito de la caverna es absolutamente genial… muy metaforica… y muy mordaz 😀

    0

  20. como bien han dicho x arriba, cualquier fanatismo es malo. yo tngo un dicho: escepto el mariconeo y las jeringuillas hay q probarlo todo.
    yo acabo d descubrir gracias a la ezine ludo y a un compañero de trabajo el mundillo de los juegos de mesa, q es inmenso y lleno de posibilidades (muchos dl risk o un simple monopoli no pasan) dnd con una caja puedes hechar muchas partidas rápidas y flexibles con los amigos, incluyendo los amigos q no sean frikis del warclander xq no se quieren dejar la pasta y/o lo ven demasiado engorroso… la vida es muy corta y hay q probar otros quesos!

    0

  21. Hola!
    por el momento solo he observado anti-GW en varios foros, sobre todo cuando nos llegan noticias de aumento de precios y violación al transfondo.
    Soy jugador de GW por que es lo único que ha llegado a mi país y que me he enterado de su existencia…se que hay DBA y otros, pero en mi país no hay mucha afición a los juegos de “Soldaditos”…Hoy, con ayuda del internet, he pecado y he adquirido un sistema de juego para batallas navales de “Uncharted Seas”…Como es más barato y siempre han enviado a guardimarinas a las fragatas, pues tengo forma de incluir almas al dios Birjan y hacer que el hobby de los juegos de guerra cresca…Buen Articulo Namarie.
    PD: Cuando sale la siguiente Cargad!

    0

  22. hablais todos muy maduramente al contrario que yo…pero voy a emmendarlo….estoy de acuerdo con el tate por aquello de que hay que provarlo todo… me nos las droga pero el mariposeo no sé..
    tal vez deveriamos intenar que mas gente jugara a los wargames

    0

  23. Pingback: Fanboys (o los fanáticos que no creen en alternativas).